BUSCAR : o y
 

Régimen alimenticio

La prevención

Nuestros alimentos están constituidos por tres grupos de sustancias : los glúcidos (azucares), los prótidos (proteínas) y los lípidos (grasas). Una alimentación es sana cuando contiene una proporción equilibrada de estas tres sustancias. A pesar de tener un papel muy importante (entre otras aportan vitaminas E), los lípidos ocupan una proporción demasiado importante en la alimentación de los habitantes de nuestros países, lo que favorece su depósito en nuestras arterias. Por lo tanto, hay que evitar los alimentos demasiado ricos en grasas (régimen hipocolesterolemiante. No confundir con un régimen alimenticio hipocalórico cuyo objetivo es adelgazar).


A - Evitar

Alimentos a evitar :

Galletas de aperitivo, semillas de aperitivo (almendras, avellanas, pistachos, cacahuetes), mantequilla, nata, mayonesa, charcutería, quesos grasos, carnes grasas (cordero y cordero lechal, ternera, cerdo), angulas, patatas fritas, salchichas, panceta, yema de huevos, huevos de pescado, quesos y todas las preparaciones que llevan queso (pizza, soufflé, tarta de queso, etc.), yogures con alto contenido en materias grasas, repostería industrial, pasteles con crema pastelera, bollería, etc.

Modos de cocción a evitar : :

Cocinar con mantequilla, fritos.

Bebidas a evitar :

Más de dos vasitos de vino rojo al día, aperitivos, cervezas, alcohol, leche entera.

B - Aconsejado


Alimentos aconsejados :

Aceitunas verdes, verduras, arroz, patatas, pasta sin huevo, pan, pescado magro, carnes magras (caballo, conejo, pollo, jamón magro), quesos y yogures con 0% de materia grasa, fruta, etc.

Modos de cocción aconsejados :

Con agua, al vapor, a la plancha, aceites ricos en ácidos grasos monoinsaturados (oliva, colza, aceite de cacahuete), aceites ricos en ácidos grasos poliinsaturados (maiz, girasol, soja).

Bebidas aconsejadas :

Té, leche desnatada, zumos de fruta, zumo de zanahoria o tomate.

Condimentos aconsejados :

Alcaparras, pepinos, mostaza, pimienta, vinagre, plantas aromáticas (albahaca, canela, perifollo, cebollino, estragón, laurel, menta, perejil, tomillo, vainilla), plantas de bulbos (ajo, chalote, cebolla), semillas aromáticas (comino), especias (curry, azafrán).

Sólo hay que reducir de forma importante y no reducir del todo su consumo de alimentos desaconsejados. Ellos aportan elementos esenciales al funcionamiento de su organismo y participan a los placeres del comer.

Con un poco de imaginación es posible elaborar comidas sabrosas que contienen poco colesterol. Los condimentos ocupan un papel importante. Numerosos libros de recetas han sido publicados sobre la cocina sin colesterol.


ATENCIÓN :

Si tiene usted otra enfermedad asociada (diabetes, hipertensión arterial, etc.) que contraindica el consumo de sal o azúcar, no puede acatar sin más estos consejos.

Si desea más información sobre alimentación, pinché aquí para consultar otras páginas de Internet.

Imprimir : Imprimir página